• Dom. Ene 23rd, 2022

Marchando Religión

Católica, Apostólica y Romana

Raoul Plus: Traición masculina

PorMarchando Religion

Ene 11, 2022
Raoul Plus Traición masculina-MarchandoReligion.es

Las mujeres tienen sus defectos; si bien en general son más irritantes que los del hombre, son menos temibles. El hombre traiciona más fácilmente; es más verdaderamente todo de una pieza; cuando cae, es por completo.

Traición masculina. Por Raoul Plus, S.J

Eso no debería hacer que la esposa esté constantemente en agujas y alfileres; es dañino para el hombre y ella se hace un gran daño al actuar así, porque nada empujará tan rápidamente a su marido a los brazos de otra mujer como los celos de su legítima esposa.

El conocimiento de la tendencia del hombre debería incitar al marido a cuidarse más de cerca para evitar la imprudencia que podría desembocar en un flirteo, luego en una amistad y luego en un adulterio. El espíritu está dispuesto pero la carne es débil, sobre todo en el sexo fuerte.

Incluso en los casos en que la calidad de la persona, el honor del apellido, la nobleza de origen, parecen dar todas las garantías de perseverancia en el bien, a veces nos encontramos con ejemplos lamentables de infidelidad de un hombre a su hogar.

En el diario de Eugenie de Caucy, la segunda esposa del mariscal Oudinot, se relata que el domingo de carnaval de 1820, hubo una proyección muy espectacular de “Le Carnival de Venise” en la Ópera.

El duque de Berry había abandonado el teatro antes del último acto para acompañar a su esposa al carruaje. Al volverse para volver a su palco fue herido de muerte por el anarquista Louvel. Pidió un sacerdote y luego hizo otra petición: «Quiero ver a todos mis hijos». La gente que lo rodeaba sólo conocía a Mademoiselle, la hija de cuatro años, hija de su matrimonio con la duquesa. Su esposa, la duquesa, no se atrevió a comprender su pedido.

Explicó: “Mi esposa, debo confesarte, tengo varios hijos. Con un “affaire” mío en Inglaterra tuve dos hijas». Murió poco después, pidiendo piedad por su asesino y lamentando desde lo más profundo de su alma, un poco tarde sin duda, su conducta infiel.

Muchos pensamientos se sugieren al escuchar tal historia. En primer lugar, ¡piensa en morir en un entorno así! Sin embargo, no hay nada de malo en asistir a una obra de teatro si la obra es moralmente buena; solo tenemos que recordar estar siempre listos donde sea que estemos; la muerte puede golpearnos en la sociedad e incluso mientras estamos en la ocasión próxima del pecado.

Otro pensamiento más espantoso es la ignorancia de la esposa sobre la vida de su esposo. ¿Cómo puede un hombre traicionar a quien ha prometido su fe? Además, ¡qué descaro, pedirle a una joven que sea su esposa, la querida compañera de su vida después de entregar si no su corazón al menos su cuerpo a otra mujer! ¡En verdad, el hombre no es precisamente agradable! No es que la mujer sea incapaz de traicionar y de entregarse ilegalmente, pero nos gustaría pensar que ocurre con menos frecuencia.

Finalmente, me viene a la mente una tercera observación: la imagen de este hombre que yace en su sangre, confesando su pasado y, mediante este acto de humildad, que es un mérito suyo, tratando de redimir las fallas del pasado.

Sólo gracias a la gracia de Dios, no tengo fallas similares en mi conciencia. ¿Pero no hay muchos pensamientos, muchos deseos, ciertos tipos de lectura, mucha imprudencia incluso en el acto y libertades injustificadas de las que he sido culpable? Si los que me rodean supieran lo que soy en realidad, ¿Cómo me juzgarían?

Raoul Plus, S.J. (1882-1958) escribió más de cuarenta libros para ayudar a los cristianos a comprender el amor de Dios por el alma. Sus obras enfatizan el papel vital de la oración en la vida espiritual y muestran cómo se pueden vivir las verdades de la fe.

Pueden leer todos los artículos en nuestra sección de: Familia Tradicional

Les invitamos a ver nuestros debates sobre el matrimonio, la eutanasia, el aborto…en nuestro canal MR


*Se prohíbe la reproducción de todo contenido de esta revista, salvo que se cite la fuente de procedencia y se nos enlace.

 NO SE MARCHE SIN RECORRER NUESTRA WEB

Marchandoreligión  no se hace responsable ni puede ser hecha responsable de:

  • Los contenidos de cualquier tipo de sus articulistas y colaboradores y de sus posibles efectos o consecuencias. Su publicación en esta revista no supone que www.marchandoreligion.es se identifique necesariamente con tales contenidos.
  • La responsabilidad del contenido de los artículos, colaboraciones, textos y escritos publicados en esta web es exclusivamente de su respectivo autor

Marchando Religion

Marchando Religion. Redacción