• Mié. Dic 1st, 2021

Marchando Religión

Católica, Apostólica y Romana

Con el rimel corrido ¿Están llorando nuestros Obispos por privarnos de la Santa Misa?

PorSonia Vázquez

Abr 27, 2020
privarnos de la Santa Misa-MarchandoReligion.es

Con el rimel corrido, así salían las plañideras antiguamente para que se viera que lloraban previo pago de un servicio contratado, ¿Están nuestros Obispos con el rimel corrido al privarnos de la Santa Misa? ¿Les ven apenados?

Con el rimel corrido ¿Están llorando nuestros Obispos por privarnos de la Santa Misa? un artículo de Sonia Vázquez

Ya va para mes y medio que estamos en casita, salvo los que tienen que trabajar un paso al frente, como mi santo esposo, los demás, estamos en barbecho, “confinados”. Personalmente y como vivo en el campo, llevo muy bien lo que llaman el confinamiento, salvo…salvo que no puedo recibir al Señor… ¿Es lícito privarnos de los Sacramentos? ¿Hay algo más importante para un Católico que acercarse al Señor en la Santa Misa?

No podemos ir a los bares, ni pasear por los parques, ni nos dejan ir al cine, no nos reunimos con nuestros amigos…Todo eso es intrascendental, lo importante es que no podemos acercarnos a Jesús Sacramentado, ¿pretenden los Obispos que la Misa del 13Tv sea como una serie de Netflix que colma toda desolación? El Señor no es una película barata, Jesús es real, murió en la cruz y resucitó por ti y por mí.

Leía estos días la carta pastoral del Sr. Obispo de Cuenca (España) y lo primero que me llamaba la atención es la siguiente frase: “La Iglesia no solo ha apoyado las medidas tomadas por la autoridad civil, sino que, incluso, ha ido más allá de lo exigido”…uf, ¡Qué fuerte! ¿No les parece? Esto es para pararse a pensar y mucho.

Sr. Obispo de Cuenca, que no tengo el gusto de conocerle, le comento, nuestro gobierno es comunista y Vd. nos dice que la Iglesia ha ido más allá de lo exigido, le pregunto sin medias tintas, ¿Entonces Vd. qué es, marxista? Por lo menos, digo yo. Hay que tener bemoles para decir que han ido más allá de lo exigido por el gobierno. Espero no faltar al respeto por decirle que algunos de Vds. son unos sinvergüenzas, no todos, pero algunos, sí.

El gobierno tiene a la población enjaulada en su casa, no nos permiten trabajar, han hundido el país y Vds., algunos Obispos, aún encima, no nos dejan acudir a la Santa Misa y esto hay que decirlo, no es que el gobierno la haya suprimido, es que Vds. a voluntad propia han cerrado la Iglesia… ¡Qué lejos queda su ordenación, Monseñor, donde seguramente Vd. deseaba entregarse a las almas!, ¿A quién se entrega hoy? ¡Dígalo sin medias tintas! ¿A quién se entregan Vds. hoy?

Vd. mismo confirma en su carta a sus fieles que el gobierno no ha suspendido la apertura de los templos…entonces, le vuelvo a preguntar y dejo la página abierta a su respuesta, ¿A quién sirve Vd.? Es Vd. más papista que el papa, como se suele decir en España.

Me llegaba estos días un vídeo al wasap hecho por un grupo de laicos que pedían a sus ilustrísimas que abrieran los Templos y que incluso, los fieles, limpiaríamos los bancos…yo le digo, Monseñor, los bancos, si están manchados es de sus pecados, de los pecados de nuestros prelados, pero no del virus. Por lo tanto, si los bancos de la Iglesia están manchados, límpienlos Vds. mismos.

Me comentaba mi madre lo que le contaba mi abuela y es que en la ciudad de La Coruña en dos epidemias que hubo, se procesionó en una, a la Virgen de los Dolores, y en otra, a Nuestra Señora del Rosario, siendo Nuestra Madre intercesora, aquellas pandemias fueron derrotadas por la Fe. En el año 1902 la gente rezaba y los Sacerdotes oficiaban la Santa Misa. Fueron unos cinco años en los cuales la gente seguía con su vida ordinaria y al que se moría por el camino, se le hacía un funeral, se rezaba por su alma y la vida continuaba…con miedo o sin miedo, con dolor o sin dolor, la vida proseguía su curso. Si no recuerdo mal lo que escuché es que, incluso, una hermana del mismo pintor Picasso murió en La Coruña durante esa gripe. Lo cuento como hecho anecdótico, simplemente.

Hoy en día en el año 2020, Algunos de nuestros Obispos, yendo más allá del gobierno comunista cierran los Templos, nos privan de los Sacramentos y vía internet nos lanzan cartas pastorales que no valen ni siquiera para encender la leña del fuego. ¿Son sus excelencias los que nos confirman en la Fe? Mal vamos entonces.

Queridos, quizás les parezca un poco fuerte este artículo, pero llevamos un mes y medio sin poder confesarnos, sin poder asistir a la Santa Misa y sin poder Comulgar y aún encima nos sale otro como el Arzobispo de Sevilla exigiendo y diciendo que se siente presionado: “No añadan más aflicción al afligido, que en este caso es el obispo. Pido piedad a quienes se ponen nerviosos”. Pueden leer el artículo en el siguiente enlace: No presionen más al Arzobispo

Monseñor Sevilla, ¿Sabe que nuestros padres y abuelos están muriendo y no tienen derecho ni a un funeral? ¿Le parece que estamos nerviosos por pedir los Sacramentos? A ver, que no estamos exigiendo que nos traigan mantequilla del mercadona, estamos suplicando que nos acerquen al mismo Cristo, eso es caridad y no lo que pide su excelencia, repase las obras de misericordia, todos somos susceptibles de olvidar el catecismo.

Por si fuera poco, este buen Monseñor también nos recuerda que como buenos Cristianos debemos pagar al fisco en medio de la pandemia, es para empezar a reir y no parar…sería más importante que recordaran a los fieles que tendremos que dar cuentas en el juicio final. Por favor, ocúpense de lo espiritual y déjense de mandagas terrenales, ya nos llega con Sánchez, estamos sobrados.

Vds. no son pastores de almas, reciben el salario pero no cuidan de sus ovejas. Los supermercados están abiertos e incluso hay colas para entrar, ¿No les da vergüenza que la Iglesia esté cerrada? ¿No es más la casa de Dios que un vulgar sitio donde compramos alimentos para llenar nuestras barrigas? Muchos siguen el viejo refrán, «de este mundo llevarás panza llena y nada más».

Hay que dar gracias por tantos Sacerdotes que en estos tiempos por encima de las actitudes despóticas y dictatoriales de sus Obipos, continúan oficiando la Santa Misa y confortando con los Sacramentos aunque sea, como se suele decir, “a escondidas”.

Ilustrísimas, con todo el respeto, Dios les coja confesados, porque el virus no entiende ni de categorías, ni de razas, ni de posiciones eclesiásticas y lo están haciendo muy mal

Sonia Vázquez

privarnos de la Santa Misa-MarchandoReligion.es

Les invitamos a quedarse en nuestra sección de Artículos. Nuestra recomendación:


*Se prohíbe la reproducción de todo contenido de esta revista, salvo que se cite la fuente de procedencia y se nos enlace.

 NO SE MARCHE SIN RECORRER NUESTRA WEB

Marchandoreligión  no se hace responsable ni puede ser hecha responsable de:

  • Los contenidos de cualquier tipo de sus articulistas y colaboradores y de sus posibles efectos o consecuencias. Su publicación en esta revista no supone que www.marchandoreligion.es se identifique necesariamente con tales contenidos.
  • La responsabilidad del contenido de los artículos, colaboraciones, textos y escritos publicados en esta web es exclusivamente de su respectivo autor

Sonia Vázquez

Soy Católica, agradezco a mis padres su empeño y dedicación en el cuidado de mi alma. Estudié la carrera superior de piano y a la par, la de Informática, en el área de programación. Profesionalmente estuve ligada durante años al sector de las Telecomunicaciones, que me siguen entusiasmando, pero mi pasión es la música a la que, a día de hoy, me dedico profesionalmente y al cien por cien. Trabajo como organista, dirijo varias corales y he impartido conferencias sobre la música Litúrgica. Me he formado en Teología, Música Litúrgica y órgano. Mi meta es Dios, la salvación de mi alma y la de aquellos a los que amo. Estoy felizmente casada, somos una familia en Cristo, en la foto me podéis ver con uno de los miembros de nuestra familia, Pastor. Vivo en Galicia, miña terra nai