¿Dónde debemos leer?

Continuamos respondiendo a las preguntas que se hacen muchos padres con relación a la educación de la prole, ¿Hay qué leer? ¿Dónde debemos leer?¿Cómo motivar a los hijos a la lectura?

¿Dónde debemos leer?

EL HOGAR CRISTIANO: UNA GUÍA PARA LA FELICIDAD EN EL HOGAR
Celestino Strub, O.F.M. Al final del artículo tienen el índice de la obra

Traducido por Augusto Pozuelos

El mejor lugar para leer

Aún queda una pregunta más por responder: ¿Dónde debemos leer? Yo respondo, en la casa. Si bien las personas que deben viajar lejos en tranvía o en tren a su lugar de trabajo pueden emplear ese tiempo para la lectura, el hogar suele ser el mejor lugar para hacer la lectura principal. Para poder leer con comprensión y lucro e incluso con placer, es necesaria una cierta cantidad de descanso y tranquilidad, y esto se puede tener principalmente en casa.

Hablo por experiencia cuando declaro que la presencia de niños no interfiere necesariamente con la lectura en el hogar. Yo era uno de los tres niños más pequeños de nuestra familia, y aunque normalmente hacíamos mucho ruido, nuestros padres solían leer prácticamente todas las noches. Algunas veces estaríamos ocupados con nuestras tareas escolares; a veces estábamos jugando; y a medida que pasaban los años, nosotros solíamos formar parte del círculo de lectura. Para una madre que tiene varios hijos pequeños, el problema es menos fácil; pero los niños tienen que dormir en algún momento, y esa es la oportunidad de la madre. ¿No puede tomar un libro o una revista mientras duerme al bebé? ¿Y acaso no podría mantener callados a los niños con la lectura y luego a la mitad, narrarles una historia?

Por qué las madres deberían leer

Esta es una de las principales razones por las cuales las madres no deben dejar de leer; a saber, poder instruir y entretener a sus hijos. Historias de la vida de Cristo; las partes biográficas del Antiguo Testamento; las vidas de los santos ofrecen una fuente interminable de excelente materia para el entretenimiento y la educación de los jóvenes, y sería una pena que cualquier madre, por no refrescar su memoria al leer, no pudiera aprovechar esta fuente para incrementar el acervo religioso familiar. Cuando los niños mismos tienen la edad suficiente para leer, es importante que los padres les den un buen ejemplo; porque si los padres mismos no leen literatura católica, difícilmente pueden esperar que sus hijos lo hagan.

La necesaria supervisión

Esto me lleva a otra razón por la cual la lectura debe hacerse en el círculo familiar. Es un deber estricto de los padres velar por la lectura de sus hijos, y no sólo de los más pequeños, sino de todos los que están en el hogar; y tal supervisión no puede ejercerse a menos que los niños lean donde sus padres puedan verlos. Como en la mayoría de las otras cosas, también en la elección de la materia de lectura, los niños en edad escolar no pueden decidir qué les conviene y, por lo tanto, sus padres deben hacer la selección por ellos. Pero incluso los niños mayores deben ser observados para que no pidan prestados o compren libros o revistas cuya lectura les cause un gran daño.

Muchos jóvenes descarriados se iniciaron en el camino descendente por la lectura de mala literatura. Por lo tanto, sería una negligencia grave por parte de los padres no ejercer una censura cuidadosa sobre la lectura de sus hijos.

EL HOGAR CRISTIANO: UNA GUÍA PARA LA FELICIDAD EN EL HOGAR.
Celestino Strub, O.F.M. (¿Dónde debemos leer?)

Todos los artículos de esta serie disponibles en nuestra sección de: Familia Tradicional

Nuestra recomendación:

Nuestra recomendación externa: Reglamento de un padre de familia


*Se prohíbe la reproducción de todo contenido de esta revista, salvo que se cite la fuente de procedencia y se nos enlace.

 NO SE MARCHE SIN RECORRER NUESTRA WEB

Marchandoreligión  no se hace responsable ni puede ser hecha responsable de:

  • Los contenidos de cualquier tipo de sus articulistas y colaboradores y de sus posibles efectos o consecuencias. Su publicación en esta revista no supone que www.marchandoreligion.es se identifique necesariamente con tales contenidos.
  • La responsabilidad del contenido de los artículos, colaboraciones, textos y escritos publicados en esta web es exclusivamente de su respectivo autor
Marchando Religion

Marchando Religion

Marchando Religion. Redacción