Quinto Domingo después de Epifanía

Evangelio del Domingo. Santa Misa Tradicional.

Evangelio según San Mateo, XIII,24

Otra parábola les propuso, diciendo: “El reino de los cielos es semejante a un hombre que sembró grano bueno en su campo. Pero, mientras la gente dormía, vino su enemigo, sobresembró cizaña entre el trigo, y se fue. Cuando brotó, pues, la hierba y dio grano, apareció también la cizaña. Y fueron los siervos al dueño de casa y le dijeron: “Señor ¿no sembraste grano bueno en tu campo? ¿Cómo, entonces, tiene cizaña?” Les respondió: “Algún enemigo ha hecho esto”. Le preguntaron: “¿Quieres que vayamos a recogerla?” Mas él respondió: “No, no sea, que al recoger la cizaña, desarraiguéis también el trigo. Dejadlos crecer juntamente hasta la siega. Y al momento de la siega, diré a los segadores: Recoged primero la cizaña y atadla en gavillas para quemarla, y al trigo juntadlo en mi granero

quinto domingo después de epifanía

“Un hombre salió a sembrar buena simiente…pero al salir la espiga junto con ella salió también la cizaña. Los obreros preguntaron a su señor, no habías acaso sembrado buena semilla? Él respondió: el enemigo lo habrá hecho”.

San Agustín, Padre de la Iglesia, nos ilumina sobre este evangelio comentando:

“Cuando los católicos se duermen, el enemigo aprovecha para sembrar cizaña. Esos son los malos católicos los que viven tibiamente o viven mal.”

Ya es una muy vieja acusación la de culpar a Dios de los males de la tierra y de los hombres que nosotros mismos hemos provocado. La historia se repite, así como los obreros le intentan echar la culpa a su señor porque hay cizaña en sus sembrados, “Acaso no sembraste buena simiente ?


La misma acusación se insinúa contra Dios durante toda la historia de la Iglesia. Desde los primeros siglos grandes herejes nacieron para sembrar cizaña en la mies del Señor, Nestorio, Arrio, El cisma de Oriente rechazando el papado, Lutero en el siglo XVI dividiendo por primera vez a la Iglesia con la cizaña de su doctrina protestante. Y a pesar de todo ello, la Iglesia ha
seguido adelante, más vigorosa, más extendida, más llena de mártires y santos.

Pastor el más importante historiador sobre los papas de la Iglesia católica, se convirtió al catolicismo al estudiar la historia de esta religión; su conclusión fue fulminante al hacerse católico: “Para que una religión con tanta miseria, ataques, tanta persecución por siglos y siglos, permanezca tan fuerte y vigorosa, incluso cada vez más joven; es porque tiene que ser Divina y en consecuencia la verdadera.”

Y la historia se vuelve a repetir. El Papa San Pío X denuncia que por primera vez en la historia, los enemigos de la Iglesia, los modernistas, ya están dentro de ella, ya no sólo la atacan desde fuera. 
El gran converso el Cardenal Newman, llegó a profetizar: “Me compadezco de los católicos cuando llegue el tiempo en que se verán en medio de un fuego cruzado, serán atacados desde fuera y desde dentro”.

El Evangelio de Jesucristo es más actual que nunca “El trigo está también rodeado de cizaña”: ‘sacerdotes y Obispos’ que dudan de la presencia real
en la Eucaristía, algunos hablan de que la resurrección de Jesucristo fue solo espiritual pero no real, los milagros eran solo simbólicos no hay que tomárselos al pie de la letra, Lutero no era tan malo ya que también fue “testigo del evangelio”, “Dios ya no es católico, sino que es un Dios ecuménico para todas las religiones”, y un gran etcétera…


Y como decía San Agustín, como hay tanto católico adormecido, les parece muy bien todo eso, porque no son capaces de verlo. Se puede estar enceguecido por la tibieza, la modorra de una vida comodona y fácil, pero también se puede estar ciego a causa de una mala vida que no te deja ver, que ya no te deja distinguir entre lo verdadero y lo falso, entre lo bueno y lo malo, entre lo Santo y lo herético.

Precisamente hablando de herejes, ahora que está de moda afirmar que el Lútero fue también un hombre de fe a tal punto que parece que nos lo ponen de ejemplo a seguir, nos viene muy bien recordar que la fundadora de las hermanas de San Miguel Arcángel en Alemania tuvo la siguiente visión:
“En los días que se festejaba por las calles de Alemania el aniversario de Lutero, tuve una visión de este heresiarca y vi como en el infierno los demonios lo obligaban a ponerse de rodillas, mientras otro demonio con un clavo y un martillo le perforaba la cabeza.”

Actualmente en la confusión generada por algunos modernistas que niegan discretamente y solapadamente incluso dogmas de fe, algunos le vuelven a hacer la misma pregunta a Dios:
“Señor, ¿acaso no sembraste buena semilla en tu Iglesia ? Por qué hay entonces en ella también cizaña?

Algunos para seguir en una posición cómoda y en la tibieza dirán que no hay ninguna cizaña, que son pequeñeces, que no hay que darle importancia, que son sólo unos problemillas pasajeros.  Pero el Señor no piensa igual, ya que dijo claramente que al tiempo de la ciega la cizaña será arrojada al fuego. Si fuesen problemillas sin importancia no arrojaría al fuego a los culpables.

La historia se repite y solo los necios lo ignoran o prefieren mirar para otro lado, ya que eso es sumamente cómodo…
Y el libro de la Sabiduría vuelve a tener la razón, como siempre: “EL NÚMERO DE LOS NECIOS ES INFINITO.”


Señor, dame firmeza para defenderte aunque digan que has pasado de moda. No me dejes caer en la tibieza, para defenderte como tu madre, quien pasó por la vergüenza de estar al lado de un crucificado.
Si me das esa fuerza y fervor, tendré luz suficiente para seguir tus pasos y así como te acompañé en las penas te acompañe también en tu Reino.

Así sea.

Ave María+
P. Ricardo Ruiz V.


Esperamos que la meditación de este quinto domingo después de Epifanía les reporte innumerables bienes espirituales. 


En la siguiente página tienen la Biblia Straubinger para su consulta: radiocristiandad-Biblia




*Se prohíbe la reproducción de todo contenido de esta revista, salvo que se cite la fuente de procedencia y se nos enlace.

 NO SE MARCHE SIN RECORRER NUESTRA WEB

Marchandoreligión  no se hace responsable ni puede ser hecha responsable de:

  • Los contenidos de cualquier tipo de sus articulistas y colaboradores y de sus posibles efectos o consecuencias. Su publicación en esta revista no supone que www.marchandoreligion.es se identifique necesariamente con tales contenidos.
  • La responsabilidad del contenido de los artículos, colaboraciones, textos y escritos publicados en esta web es exclusivamente de su respectivo autor
Padre Ricardo Ruiz

Padre Ricardo Ruiz

Padre Ricardo Ruíz: 1980 Filosofía y latín en el Seminario Ntra. Señora Corredentora de Buenos Aires; 1986 Teología, Francés en Suiza; 1988 Ordenación sacerdotal, Seminario San Pío X, Suiza; 1988 Primer apostolado de parroquia en San Nicolás du Chardonnet, París, Francia; 1988-1990 Misión Parroquial en Mexico; 1991 - 2000 Madrid. España; 1996-2000 Exorcista "Ad Actum" en Valencia; 2000 - 2001 Parroquia en Wausau, Wisconsin, EEUU; 2000-2001 Capellán Hermanas del Corazón Real de Jesús. María Alm, Austria; 2002 - 2006 Capellán de convento Hermanas De La Presentación, Iowa, EEUU; 2006 - 2018 Casa De Retiros San José. Madrid, España.